Papel bond: un papel, múltiples usos

Papel bond

Sin duda, un producto básico que se encuentra en todas las oficinas, escuelas, hogares y negocios es el papel bond, que destaca por su versatilidad, resistencia, gran variedad de aplicaciones y bajo costo de adquisición. En esta nueva entrada de blog te contaremos qué es el papel bond y cuáles son sus aplicaciones.

¿Qué es el papel bond?

También conocido como papel de escritura, el papel bond se caracteriza por ser fabricado con pasta de fibra de algodón, en vez de celulosa obtenida de la madera. Dichas fibras se obtienen de algodón crudo procedente de fábricas textiles, y corresponden a entre el 25% y el 100% de sus componentes. Cuando el contenido es menor al 100% se usan fibras de madera para rellenar.

A diferencia de otros papeles para escritura, el bond tiene un peso y gramaje mayor, ya que se encuentra en gramajes de 50 g/m2, 60 g/m2, 75 g/m2 y 90 g/m2. Un dato curioso de este tipo de papel es que recibe su nombre Bond porque a mediados del siglo XIX se fabricaba para la elaboración de documentos conocidos como bonos del estado inglés.

Con frecuencia se confunde el papel bond con el básico utilizado para fotocopiadoras. Si bien puede utilizarse para imprimir o fotocopiar, el bond tiene un gramaje mayor y se diferencia por su gramaje mayor para que sea más resistente.

Hojas de papel bond

Tipos de papel bond

El papel bond se clasifica básicamente por su contenido, por lo que encontramos papel fabricado con entre el 25% y 100% fibras de algodón, o con pasta química de madera la cual se conforma por árboles de hojas caducas y coníferas. También encontramos un híbrido de papeles, ya que cuando el porcentaje de algodón es muy bajo se necesita aplicar la fibra de madera como relleno.

Ahora bien, el papel bond se encuentra en una gran variedad de colores, papel para impresión o traslúcido para realizar dibujos y maquetas arquitectónicas. Además, se encuentra con acabados como hojas perforadas, decoraciones como bordes o fondos para darle un toque especial, o para dividir hojas en documentos más pequeños.

Los papeles bond que se venden como grado de escritura son de una clase superior que incluye fibra de algodón y fibra de trapo en su contenido, con fibras cortas que le dan una textura más suave y permite que acepten la tinta con más facilidad. Este tipo de papel es el más utilizado para la papelería de las impresas, en hojas membretadas y folders de gran calidad.

tipos de papel bond

Usos del papel bond

El papel bond se utiliza todos los días en miles de oficinas, negocios, escuelas e industrias para las siguientes aplicaciones:

  • Elaboración de contratos. El papel bond se utiliza para elaborar todo tipo de contratos de servicio, de trabajo, órdenes de compra, acuerdos de confidencialidad, entre otros donde se necesita una larga duración de la tinta y del papel.
  • Folletos. El papel bond es una alternativa para la elaboración de folletos rápidos, de excelente calidad y de costo rentable. Además, este papel admite muy bien el color y se puede plastificar para que dure más tiempo.
  • Impresión de currículos y cartas de presentación. Si bien el papel normal puede funcionar, el bond brinda una mejor apariencia tanto en la impresión como en la textura, lo que influye en la imagen de la marca o del profesional.
  • Informes. Igual que en el punto anterior, los informes impresos en hojas bond lucen más profesionales, con impresiones a color de muy buena calidad, y lo suficientemente resistentes para que pasen de mano en mano.
  • Invitaciones. El papel bond de mayor gramaje se puede usar para invitaciones para todo tipo de eventos, a las que se les puede aplicar técnicas de doblado, impresión o acabados para darle una mejor apariencia.
  • Dibujos y obras artísticas. Ya sea con el bond para calcar o con el de mayor gramaje, este papel es ideal para aplicar diferentes técnicas de dibujo. Por ejemplo, el papel traslúcido se utiliza para hacer bocetos, planos, dibujo a lápiz, con rotulador y otras herramientas.
  • Portadas. Las hojas de papel bond de mayor gramaje son adecuadas para elaborar portadas de libros, tesis o informes.
  • Trabajos académicos y documentos oficiales. Ya sea impresos o a mano, el papel bond es resistente, absorbe bien la tinta y brinda una apariencia estética adecuada.
  • Impresión de libros de texto, revistas y cuadernos para uso escolar.

Uso de papel bond para dibujo

¿Qué tipo de impresiones se pueden hacer con papel bond?

El papel bond es apto para las llamadas impresoras de escritorio que son las más comunes, pero también puede usarse impresión electrónica, offset, de inyección de tinta e impresión láser para imprimir papeles membretados, papelería de oficina, formularios, folletos y la gran variedad de opciones a elegir.

El papel bond es versátil, resistente, asequible, satisface muchos de los requerimientos de impresión y escritura en diversos lugares y permite el ahorro al no usar papeles más costosos- en el catálogo de Pochteca encontrarás este papel en los gramajes: 75g y 90g y en tamaños de: 57x87cm, 61x90cm o 70x95cm, de alta blancura y porosidad.

Archivo
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn
Email
Skype

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.